Bruja - selecciona el puzzle a arreglar

Una bruja (en masculino , un brujo ) es una persona que practica la brujería . Si bien la imagen típica de un brujo o de una bruja es muy variable en función de cada cultura , en el acervo popular del mundo occidental la representación de una bruja se asocia fuertemente hoy en día a la de una mujer con capacidad de volar montada en una escoba , así como con el Aquelarre (lugar de brujas ) y con la caza de brujas (búsqueda e identificación de brujos y brujas ). Al brujo algunos lo asocian con el vidente o con el clarividente, otros lo asocian con el chamán (quien es un especialista de la comunicación con las potencias de la naturaleza y con los difuntos ), mientras que otros lo asocian con un brujo de tribu más orientado a la curación de enfermos del cuerpo y del alma , etc. La bruja (en femenino) es un personaje recurrente de la imaginación contemporánea, que perdura y se afirma gracias a los cuentos, las novelas , las películas, así como a través de ciertas fiestas populares y de sus especiales máscaras. En latín , las brujas eran denominadas maleficae (singular malefica), término que se utilizó para designarlas en Europa durante toda la Edad Media y gran parte de la Edad Moderna. Términos aproximadamente equivalentes en otras lenguas, aunque con diferentes connotaciones, son el inglés witch, el italiano strega, el alemán Hexe y el francés sorcière. Esta última palabra , femenino de sorcier, deriva del latín vulgar sortiarius (que literalmente significa « hablador de suertes o parlachín de suertes») y del latín clásico sors, sortis (que primero señalaba un procedimiento de clarividencia , y luego significaba destino o suerte ). La palabra española « bruja » es de etimología dudosa, posiblemente prerromana, del mismo origen que el portugués y gallego bruxa y el catalán bruixa. La primera aparición documentada de la palabra , en su forma bruxa, data de finales del siglo XIII.​ En 1396 se encuentra la palabra broxa, en aragonés, en las Ordinaciones y paramientos de Barbastro. Carmelo Lisón Tolosana considera que el origen de la palabra puede encontrarse en el área pirenaica.